Tadaima

Reseña | SHIROBAKO, la película: un producto a medio hacer

Estando en Shinjuku, no podía dejar pasar la oportunidad de ver la película de SHIROBAKO. La serie había sido espectacular. No sólo por su recorrido por los ires y venires de la industria del anime, sino también como una historia bien desarrollada sobre sueños que se cumplen y las pesadillas que vienen a continuación. Un drama para adultos.

Pasaron más de cuatro años desde ese final que, en su momento, fue tan satisfactorio que muchos pedían una continuación. Y ésta llegó, pero en forma de una película que se estrenó en Japón el 29 de febrero.

Sinopsis

Cuatro años después de los acontecimientos del anime, las cosas no van muy bien para el equipo de Musashino Animation. La oficina, antes animada y llena de vida se encuentra vacía y sólo unos pocos empleados, Aoi entre ellos, continúa ahí. Cuando un nuevo proyecto llega al estudio y exigirá que Aoi tome las riendas para sacarlo adelante.

Pretender que algo tan grande quepa en tan poco tiempo

Con esa premisa, es fácil suponer cuál es el objetivo de esta continuación: revitalizar a un equipo de trabajo que ha caído nuevamente en desgracia y entregar un producto lleno de sueños y esperanzas. Y eso es exactamente lo que pagamos por ver. Pagamos por ver a Aoi estresarse por cumplir con el calendario, a Ema realizando ilustraciones de calidad, a Misa detallando con cuidado el movimiento de piezas animadas por computadora, a Midori haciendo investigación y escribiendo y, desde luego, a Shizuka dando voz a un nuevo personaje. Y la película no nos falla en ese sentido. En donde sí, es en pretender que algo tan grande cabe en una película de poco menos de dos horas. Quiere abarcar tanto que termina quedándose a medias, acaba por dejarnos insatisfechos, sin un clímax verdadero. Irónicamente, algo semejante pasa con la película que Musashino Animation produce dentro de la cinta.

Shirobako

Para agregar más a la tristeza, quien más padece las insuficiencias de esta historia es Aoi. Convertida en una productora con todas las de la ley. es injusto que la película la trate de una manera tan superficial, que apenas y explore los retos de una nueva posición y las frustraciones que vienen con la responsabilidad. En la serie original eso quedaba espléndidamente representado, aun en su papel de asistente de producción. Aquí, no pasa de ser una embarrada. La película de SHIROBAKO habría funcionado mejor como una nueva temporada o bien, concentrándose únicamente en el personaje de Aoi. Al tratar de cubrir todos sus frentes, termina siendo poco más que nada.

La importancia de lo cotidiano en lo extraordinario

Quizá el problema de fondo de la película de SHIROBAKO reside en el mismo lugar donde la serie triunfa. Y es que, vale decirlo, realmente no se trata del proceso creativo de la animación sino de un grupo de personas que ha cumplido su sueño y que tiene que vivir con él todos los días. Se trata de una historia donde lo extraordinario se vuelve cotidiano y cada pequeño triunfo amerita una cerveza. Se trata, pues, de la vida. Y si ésta no cabe en 25 episodios, mucho menos lo hará en poco menos de dos horas.

Al menos me tocó un regalito

Calificaciones

General: ☆ ☆ ☆
Historia: ☆ ☆ ☆
Animación: ☆ ☆ ☆ ☆
Arte: ☆ ☆ ☆ ☆
Música: ☆ ☆ ☆

freudchicken

Editor en Tadaima. Especialista en Estudios sobre Japón. Psicoterapia psicoanalítica. Entusiasta de las historias y sus lenguajes.

DEJA TU COMENTARIO! :D

¡Siguénos!

¡No te pierdas nada y siguienos en nuestras redes!

¡SUSCRÍBETE!

 

ENVIAR